¿Por qué su proyecto industrial se demora más de lo previsto?

 En gestión de proyectos de construcción, naves industriales, proyectos de construcción

Si recientemente buscó a alguien encargado de la gestión de proyectos de construcción y no optó por los profesionales sino que se decantó por la oferta barata, debe saber que esa obra que le prometieron que estaría pronto tardará más tiempo del previsto y consumirá un porcentaje mayor del presupuesto que tenía destinado en un primer momento. Esta es una situación común, en especial en construcciones de alto impacto y con gran cantidad de detalles, por ejemplo, una nave industrial.

Y es que con todas esas tareas, métodos, instrucciones, fases, herramientas, empleados, protocolos y demás, es fácil que un inexperto se pierda y tarde o temprano se den cuenta de que la fecha de entrega se acerca y no ha llegado ni a la mitad del proyecto. Desde la perspectiva del cliente es muy molesto puesto que la ilusión de expandir su empresa con estos proyectos de construcción ya estaba y ahora debe aguardar sus esperanzas y aumentar la inversión por tiempo indeterminado.

Sin embargo, no hay porque generalizar, pues los retrasos no son parte del día a día sino el fruto de una mala organización del gestor de proyectos. Si contrata personal experto, como el de Meprosa Construcciones, todos los problemas serán cosa del pasado.

Estimaciones incorrectas de la fecha de entrega

Calcular una fecha de entrega no es sencillo, pues hay cientos de factores involucrados que alterarán este dato; como profesionales en la construcción de naves industriales y demás proyectos que requieren de bastantes fases, conocemos que coordinar todas las acciones de manera perfecta es imposible y afirmar que culminamos la obra en un par de meses es completamente descabellado y sólo es usado de gancho por las empresas fraudulentas.

Nuestras estimaciones no se hacen tomando en cuenta la elección de un asesor, en realidad se toma en consideración el tiempo de los ingenieros, arquitectos y jefes de obra, de forma que se logre establecer un límite que concuerde con las previsiones de cada una de las partes; las cuales, no sólo se basan en futuros perfectos sino previniendo posibles errores que inevitablemente ocurrirán junto con sus respectivos planes de emergencia.

Comunicación poco eficiente

Organizar un equipo conformado por cientos de empleados de diferente profesión en fases distintas de un proyecto y a miles de kilómetros de distancia no es una tarea sencilla; indicarle a cada ingeniero u obrero todos los planes de la obra es muy complejo; para simplificar esto, las empresas inexpertas sólo se contactará con un grupo de personas y les comunicarán todo, esperando que sea comprendida en su totalidad y sea transmitida a sus respectivos subordinados.

El problema radica en las fallas que se presentan al pasar de un lado a otro los datos y la pérdida de información importante que no llega a las instancias más bajas de la cadena. Por eso, en nuestros proyectos implementamos protocolos de comunicación en los que todas las personas involucradas; de esta forma hasta los asistentes son conscientes del tiempo de entrega de la obra y las horas que debe tomarle cada tarea a fin de cumplir los plazos establecidos con el cliente.

No predecir las inclemencias del tiempo

El clima es uno de los peores enemigos dentro de la gestión de proyectos de construcción ya que es muy frecuente que ante una lluvia o tormenta se pierdan grandes cantidades de material o sea imposible desarrollar ciertas actividades en el exterior, cómo aplanar un terreno o soldar una estructura. Si bien nadie puede determinar las fechas exactas en las que el mal tiempo llegará, no es complejo saber en qué época es más probable que aparezcan.

Por eso siempre será mejor programar una construcción durante el verano, de forma que no exista ninguna inclemencia que afecte los planes originales; y aunque se tarde varios meses en comenzar la obra, es preferible esperar ese tiempo a tener que gastar el doble en materiales y sufrir días improductivos en los que sea imposible realizar cualquier actividad.

Seguimiento

Muchos ingenieros a cargo de un proyecto culminan su trabajo cuando empiezan las obras y sólo regresan ante situaciones extraordinarias o para realizar la entrega; esta falta de supervisión da lugar a que las pequeñas fallas se vayan incrementando al punto en el que sean prácticamente irreparables. Nuestros profesionales dedican gran parte de su tiempo analizando los informes que son enviados periódicamente, de forma que se logren identificar los problemas y sus soluciones antes de afectar el resto del flujo de labores.

Contratar a Meprosa Construcciones en el papel del encargado de la gestión de proyectos de construcción le va a asegurar un producto final justo como lo pidió en el momento del desarrollo de los planos y en el tiempo que se le ha prometido. Llámenos al (668) 166 1137 o escribanos al correo ventas@meprosaconstrucciones.mx para cotizar su obra.

Publicaciones recientes
Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.