Aspectos que deben considerarse para crear una bodega sostenible

 En bodegas, construcción de naves industriales, proyectos de construcción

Dentro del sector construcción, es cada vez más común aplicar soluciones sostenibles para las instalaciones industriales, que no solo tengan un bajo impacto ambiental, también que disminuyan los gastos de construcción, operación, consumo y mantenimiento. Las instalaciones de almacenaje, están entre las principales edificaciones a las que suelen aplicarse los principios de sostenibilidad, especialmente las bodegas.

Si los espacios de almacenamiento se construyen con materiales inteligentes, ecológicos y conforme a desarrollos arquitectónicos y de ingeniería especializados, podrán obtenerse varias ventajas, por ejemplo, disminución de las mermas y costos en consumo para iluminar y refrigerar las materias primas y productos. En esta publicación, comentaremos una serie de aspectos que consideran los expertos para construir bodegas sostenibles, que mejoren las relaciones entre las industrias, el entorno y las comunidades donde operan.

El camino hacia la sostenibilidad del almacenaje industrial

La finalidad de cualquier construcción sostenible es la racionalización del consumo de energía y recursos naturales, además reducir la generación de desechos y gestionarlos adecuadamente para evitar que contaminen el medio ambiente o los recursos de los que disponen las comunidades colindantes. Quienes planifican las bodegas para el almacenamiento idóneo de bienes también buscan gestionar un óptimo mantenimiento de la biodiversidad no solo desde su funcionamiento, también desde su construcción.

Cada vez más empresas incorporan los principios de sostenibilidad durante el diseño y desarrollo de las bodegas, incluso durante la instalación de elementos complementarios, como los sistemas que aprovechan la luz solar o los sistemas autorreguladores de temperatura. El consumo energético es una de sus prioridades, ya que la mayoría de la energía utilizada es destinada para controlar la temperatura interna de la instalación y mantenerla en óptimas condiciones, según el vencimiento de los productos o la zona geográfica donde operan.

El consumo energético es también importante, ya que se relaciona directamente con la cantidad de emisiones de contaminantes, como el CO2. Esto se debe a que se requieren altas cantidades de combustibles fósiles, que aumentan la huella de carbono de las empresas. Aproximadamente, representa entre el 30 y 70% de la energía total consumida, lo que también repercute en el bolsillo de los propietarios.

Con el fin de ayudarles, las empresas constructoras pueden recomendar la instalación de generadores de energía para no depender solo de la red. Algunos ejemplos son los generadores eólicos o paneles solares, que quedan muy bien en instalaciones en zonas abiertas y rurales. Para las grandes ciudades, pueden usarse algunos tipos de materiales de construcción con propiedades específicas, como los sistemas termoacusticos, que evitan que las pérdidas internas de temperatura.

Otros aspectos importantes para crear bodegas sostenibles

Para que la bodega sea sostenible, también se considera el consumo de agua. Según el sector, varía el consumo de líquido; suelen ser volúmenes muy altos en la mayoría de los sectores. Para disminuir este inconveniente, se consideran varios aspectos constructivos, como la instalación de tuberías de alta calidad y a prueba de fugas, de salidas ahorradoras de agua o de sistemas de reciclaje de aguas residuales.

El diseño de bodegas integra varios puntos, como el desarrollo del proyecto, su planeación y ejecución conforme a las recomendaciones ecológicas del sector o con la finalidad de obtener certificaciones como LEED para los propietarios. Brinda varias ventajas, por ejemplo, un óptimo equilibrio social y económico, una adecuación en el paisaje sin externalidades, bajos costos de producción y operación, ahorros energéticos y de recursos naturales, además mejora la imagen de la marca y expresa su responsabilidad con el medio ambiente.

La calidad de los productos también debe considerarse junto con los distintos factores que pueden perjudicarla, entre los que destaca la humedad y la temperatura. Para mantenerla bajo control, los proyectos de construcción de bodegas deben ser de tamaños adecuados, ya que, a medida que son más pequeños, será más fácil controlarlos y lograr la sostenibilidad.

También se recomienda que las instalaciones de almacenamiento sean herméticas, es decir, que no tengan demasiadas puertas y ventanas, de modo que no haya variaciones drásticas de temperatura o aireación. En caso de que se necesite ventilación natural, debe diseñarse adecuadamente. Otro aspecto importante es la orientación de la nave, para que la posición del sol no afecte el control de la temperatura.

Los materiales utilizados para la construcción, como cubiertas, muros y revestimientos, deben integrar un aislante térmico, que sea durable y evite la aparición de bacterias o moho. Con lo dicho, puede parecer que la construcción de una bodega sostenible es complicada, no obstante, ofrece muchos beneficios para el almacenamiento de los productos. También conlleva ahorros en gastos operativos y constructivos, que pueden invertirse en otras zonas que lo demanden.

Además, la bodega que construyan será armónica con el medio ambiente, lo que es crucial en nuestros tiempos y para el sector de construcción, que, desde hace mucho, ha sido culpado por prácticas antiguas que tenían considerables impactos para la naturaleza.

Si necesitan el respaldo de una empresa que cuente con opciones para construir una bodega sostenible, contacten al personal de Meprosa Construcciones. Tenemos amplia experiencia en la construcción de naves industriales. Soliciten más información al (668) 166 1137 o envíen un correo a la dirección: ventas@meprosaconstrucciones.mx.

Publicaciones recientes
Contact Us

We're not around right now. But you can send us an email and we'll get back to you, asap.